News

ICE ha deportado a más de 25,000 inmigrantes no criminales desde enero

Expertos indican que las políticas del presidente Trump han “envalentonado” a los agentes de ICE. La Opinion

La Opinion

El secretario de Seguridad Nacional, John Kelly, ha insistido en que EEUU está poniendo énfasis en la deportación de inmigrantes criminales, pero cifras de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), obtenidas hoy por este diario, indican que la agencia ha deportado a más de 25,000 inmigrantes indocumentados sin antecedentes penales entre enero y el mes  pasado.

En declaraciones al programa dominical “Meet the Press” de la cadena NBC, Kelly aseguró que la sola presencia ilegal en EEUU no necesariamente es la única razón por la que ICE detiene a un inmigrante indocumentado, porque el objetivo principal es la deportación de criminales.

Más de 54,000 deportaciones desde enero

Sin embargo, cifras obtenidas hoy por este diario, revelan que entre enero y marzo pasados, los agentes de ICE deportaron a 25,613 inmigrantes indocumentados sin antecedentes penales, de un total de 54,741.

Es decir, de ese total, 29,128 eran criminales condenados, pero en las redes de ICE también cayeron inmigrantes sin antecedentes penales.

Según un desglosado de las cifras, los agentes deportaron en enero pasado a 18,510 inmigrantes indocumentados, de los cuales 9,238 eran criminales y 9,272 no eran criminales.

En febrero pasado, deportaron a 17,571 inmigrantes indocumentados, cifra que incluye a 9,238 criminales y 8,333 no criminales.

En marzo, las cifras de deportados por ICE fueron de 10,652 criminales y 8,008 no criminales.

A manera de comparación, ICE deportó a 7,123 inmigrantes no criminales en enero de 2016, a 7,097 al mes siguiente, y a 7,777, en marzo de 2016.

Mientras tanto, el diario The Washington Post divulgó hoy cifras de arrestos de ICE entre enero y mediados de marzo pasado: del total de 21,362 arrestos, 5,441 eran inmigrantes sin historial criminal, más del doble respecto al mismo período el año pasado.

Esa cifra representa un incremento del 32,6% en el número de arrestos, respecto al mismo período en 2016, aunque este año ha habido también un aumento del 75% en las solicitudes de ICE para que las autoridades policiales locales entreguen a inmigrantes bajo su custodia.

Consciente de las críticas, ICE insiste en que su foco de atención está en el arresto y deportación de criminales convictos en las cárceles, y de aquellos arrestados al interior del país.

En el año fiscal 2016, el 58% de los inmigrantes deportados, es decir 138,669, eran criminales, un incremento del 31% respecto al año fiscal 2008.

Ese año, además, el 95% de los inmigrantes no criminales que fueron deportados había sido detenido en o cerca de la frontera o en los puertos de entrada al país. La mayoría, según ICE, “claramente” encajaba en al menos una de las categorías de “deportables” establecidas por la Administración Obama.

Enfasis en criminales

En su aparición en “Meet The Press”, Kelly rechazó que ICE sea una “fuerza de deportación”, como le llaman sus detractores, porque la agencia es una “fuerza policial… que ejecuta y hace cumplir las leyes de la nación”, y de una u otra manera tiene que responder a la presencia de inmigrantes indocumentados.

La Administración Trump ha solicitado fondos al Congreso para la contratación de 10,000 agentes adicionales para ICE, y 5,000 más para la Oficina de Aduanas y Protección de Fronteras (CBP).

Kelly aseguró que ICE no va contra los inmigrantes indocumentados “necesariamente” solo por su estatus ilegal sino que “tiene que haber algo más”, por lo tanto la agencia pone énfasis en “los criminales” y aquellos con “múltiples condenas”.

Así, por ejemplo, un inmigrante con múltiples condenas por manejar borracho –o incluso con una sola condena, según las circunstancias-, queda en la mira del sistema, explicó Kelly.

Activistas y defensores de los derechos de los inmigrantes aseguran que la nueva política migratoria de Trump ha envalentonado a los agentes de ICE y está cundiendo el miedo en la comunidad inmigrante, ya afectada por la ola de deportaciones que llevó a cabo la Administración Obama.

La sola amenaza de la separación de madres y niños –algo que, según Kelly, se realizaría solo en casos excepcionales – ha contribuido a una baja en el flujo de inmigrantes indocumentados en la frontera, según observadores.

“Si el secretario Kelly dice que el enfoque está en los criminales, o está mintiendo intencionalmente a la prensa, o no sabe lo que están haciendo sus agentes, y de cualquier manera es algo preocupante” ante las “grandes redadas” que se realizan a diario, dijo a este diario David Leopold, un abogado de Inmigración de Ohio.

“Lo que esto demuestra es que estos agentes se están negando a usar la discreción procesal, y en vez de poner a los criminales y a personas que son un riesgo para la seguridad nacional al tope de sus prioridades, están persiguiendo a los no criminales”, agregó Leopold, quien representa a clientes con órdenes de deportación por infracciones de tránsito, o sin ningún expediente criminal .

“Quieren crear la percepción de que están dando prioridad a los criminales, cuando en realidad quieren deshacerse de todos las personas indocumentadas” incluso los que trabajan fuerte y cumplen con sus citas migratorias, se quejó Leopold.

Read more: laopinion.com/2017/04/17/ice-ha-deportado-a-mas-de-25000-inmigrantes-no-criminales-desde-enero/

Leave a Reply